Abril 10 de 2019

1. CORRETAJE INMOBILIARIO: 

Define el alcance del servicio de corretaje inmobiliario de acuerdo con tus necesidades y las diferentes opciones que te brinde la inmobiliaria, incluyendo el valor del servicio y los trámites necesarios.
 

2. ESTUDIO DE MERCADO: 
Lo primero que debes hacer es establecer el valor aproximado del inmueble. Sin embargo, la mejor opción es contratar la realización de un avalúo, a través de la misma inmobiliaria o de un profesional acreditado, para que obtengas el precio real por el que lo puedes vender.
 

3. DOCUMENTOS AL DÍA: 
Debes actualizar los documentos jurídicos y tributarios del inmueble, es decir, los Certificados de Tradición y Libertad, los comprobantes de pago de impuestos prediales y contribuciones, los respectivos paz y salvos de impuestos, contribuciones y cuotas de administración. Esto último, para el caso de inmuebles sometidos al régimen de propiedad horizontal.
 

4. ANTES DE COMERCIALIZAR: 
En caso de que se detecten gravámenes, tales como embargos o limitaciones a la propiedad, debes sanearlos antes de iniciar la comercialización del inmueble. En ese mismo sentido, debes proceder a efectuar los pagos pendientes.
 

5. REVISA EL ESTADO DEL INMUEBLE: 
Realiza las reparaciones locativas necesarias. Sin necesidad de hacer una gran remodelación, puedes mejorar el precio de venta del bien si se hacen las reparaciones o adecuaciones pertinentes. 
 

6. MEDIOS DE PROMOCIÓN: 
Las inmobiliarias reconocidas cuentan con diferentes mecanismos para ofertar los bienes inmuebles, además de los tradicionales avisos in situ, ponen a tu disposición sus propias páginas web, portales especializados como Metrocuadrado.com, sistemas de negocios compartidos e incluso aplicaciones móviles; medios a través de los cuales se puede garantizar efectividad en la publicación del inmueble.
 

7. CARACTERÍSTICAS:
La publicidad del inmueble debe enunciar las características del mismo en cuanto a su conformación, localización y ventajas por la cercanía a zonas comerciales, vías de acceso, etc. Por lo general, estas características pueden ser un gancho importante para venderlo más rápido.
 

8. CUANDO SE PROGRAMEN CITAS:
Para mostrar el inmueble, vela porque el lugar esté ordenado y que no haya objetos fuera de lugar para que el comprador se concentre en las características del inmueble en sí.
 

9. INFORMACIÓN DETALLADA: 
La inmobiliaria deberá mantenerte informado con respecto a las llamadas o solicitudes de información que haya recibido, así como de las citas y visitas programadas, los comentarios que haya recibido de los interesados y las ofertas comerciales recibidas.
 

10. UNA COMPAÑÍA EN CADA MOMENTO: 
Las inmobiliarias deben acompañarte durante todo el trámite posterior a la negociación, incluyendo la escrituración, registro y posterior entrega.

©2019 innovacioninmobiliariasantander.com, todos los derechos reservados.
Powered by: wasi.co